GALERÍA
la historia ilustrada de un pueblo cubano

domingo, 20 de febrero de 2011

1952: Cuatro jóvenes enamorados de Santiago de las Vegas


1952, 19 de marzo: Esta simpática fotografía, que bien pudiera llamarse "A Santiago llegaron... y en Santiago se quedaron", fue tomada en el popular estudio fotográfico “Onay Studio” de la calle 13 No. 38, su propietario el bien recordado “Fotógrafo de la Expresión”, el retratista Sr. Onay Valdés. Aparecen cuatro estimados jóvenes que, procedentes del vecino pueblo de Wajay, se hicieron asiduos visitantes de nuestro Santiago donde cada fin de semana participaban de todas las sanas festividades, bailes y entretenimientos por los cuales nuestro pueblo se hizo famoso y bien reconocido en toda la comarca.

De estos cuatro jóvenes que un día “A Santiago llegaron”, tres de ellos definitivamente encontraron el amor y uno de ellos, aunque no tan dichoso con Cupido, se hizo un destacado miembro del team de béisbol del Club Atlético Santiago.....

De izquierda a derecha, el primero es Octavio Fleitas, quien aunque lamentablemente no pudo conquistar a quien estaba buscando, se hizo célebre como jugador de la Liga Amateur de Béisbol como miembro destacado de la novena que orgullosamente representaba a nuestro pueblo, el Club Atlético Santiago.

Los tres restantes contrajeron nupcias con bellas jóvenes santiagueras y a continuación y en el mismo orden aparecen en la foto de izquierda a derecha:

1. Gilberto Martínez, quien contrajo matrimonio con Amelita Cambeiro Cobo (ambos fallecidos en Las Vegas, Nevada).

2. Ricardo Richards Rodríguez (q.e.p.d.), quien contrajo nupcias con Amparito Rojas Cobo, actualmente residente de Cayo Hueso, Florida.

3. Emilio López, quien contrajo matrimonio con Neyda Campo Oliva, al presente residentes de Miami, Florida.

Así pues, “A Santiago llegaron... y en Santiago se quedaron" – y así fue.


Imagen de la colección de Emilio López.

2 comentarios :

  1. Hola Santiagueros! He leido tan linda historia, aunque no los conoci a todos, si recuerdo a Neyda C.Oliva, que era hija de Luisa Oliva, donde trabajaba mi tia Ofelia Lopez Encinosa, es un recuerdo lejano, pero ahi esta en mi mente. A todos los que publican estas anecdotas, los felicito, porque nos hacen conocer las raices y costumbres de nuestros padres, abuelos y aquellas generaciones tan diferentes a las actuales. Gracias dolores.padron@yahoo.com (Loly Delgado)

    ResponderEliminar
  2. No recuerdo mucho a esos cuatros jovenes pero si a Amparito Rojas Cobo pues mi mama se llamaba Amparo y trabajaba en el Kindergarten con Eloina Rojas que era familia de ella y mi mama iba a casa de los Cobos muy bellas personas y muy queridas y guardo muy bellos recuerdos de eloina y Maria Luisa que eran las que trabajaban con mi mama , el Senor bendiga a esa senora que su nombre me trajo recuerdos muy lindos de mi ninez , delys41325@hotmail.com

    ResponderEliminar